¡Ouch!

Esto comienza con unas mejoras que hice en el proxy de un cliente. Se habían agregado algunos controles de acceso, filtros de contenidos, y otras cosas de ese estilo.

Todo parecía ir bien; muy bien. Una de esas implementaciones transparentes, en las que el usuario final ni siquiera se da cuenta de los cambios y mejoras realizados. Pero siempre hay un “pero…”, o un “hasta que…“, y en este caso lo fue el llamado de Paula.

Paula: Hola Diego, ¿Hay algún problema con Internet? No puedo navegar.

Diego: Hola. Hicimos algunos cambios, pero hasta ahora no tengo reportado ningún problema. ¿Qué te está pasando?

Paula: Me aparece una leyenda que dice “Internet Explorer no puede mostrar la página web“. Mirá, antes que nada te digo que yo ayer me llevé la notebook a casa, y en casa tampoco se podía navegar, pero mis hijos finalmente lo resolvieron. ¿Tendrá algo que ver?

Diego (pensando): Te llevaste la notebook a tu casa……no andaba Internet…..hummmm……¡El proxy! ¡Los pibes cambiaron la configuración del proxy!

Diego: Creo que ya sé lo que puede ser. Vamos a ver si lo podemos arreglar, ¿Ok?. Yo te voy diciendo los pasos que tenemos que seguir, y los vamos “haciendo” por teléfono, ¿Te parece?

Paula: ¡Si!, ¡Claro!

[La parte del diálogo que sigue créanme que está muy, pero muy simplificada]

Diego: Bien. A la derecha de la barra de direcciones del navegador, hay una opción, o un botón,  que dice “Herramientas”. ¿Lo ves?

Paula: Si, acá está.

Diego: Ok, hace click ahí y elegí la última opción que dice “Opciones de Internet”

Paula: ¡Listo!

Diego: Bien. Ahora tenes que ver una pestaña que dice “Conexiones”. Hace click sobre esa pestaña.

Paula: Listo.

Diego: Ahora tenes que ver un botón que dice “Configuración de LAN”. Hace click sobre él.

Paula: ¡Listo!

Diego: ¿Ves ahora un recuadrito que dice “Servidor Proxy”? ¿Tiene alguna información?

Paula: Si, veo el recuadrito, pero está todo vacío, y está como gris, como cuando no se puede escribir.

[Note el lector el dominio de la informática de este noble y fiel usuario]

Diego (pensando): ¡Listo, es eso! Lo resolvemos en 2 minutos.

Diego: Bueno, hace click en el checkbox que dice “Usar un servidor proxy…..”

Paula: ¡Listo! ¡Ahora se pusieron en blanco los otros renglones que dicen “Dirección” y “Puerto! Seguro que ahí tengo que escribir algo, ¿No?

[Ustedes piensan que no, pero es una luz.]

Diego: Exactamente. Ahí vas a escribir lo que te digo a continuación. En el campo “Dirección” escribí: (lo repito lento para evitar confusiones) “diez”

Paula: ¿Diez? ¿El número?

Diego: Si, exacto.

Paula: Bien

Diego: Entonces, todo lo que hay que escribir es: (vamos lento de nuevo): “Diez”, “punto” (le explico que es solo un punto, sin dejar espacio ni nada), “cien”, “punto” (le indico que es otro punto igual al anterior), “diez”, “punto”, “uno”. ¿Está?

Paula: Sip, listo.

Diego: A ver: Leeme como quedó

Paula: Ok. Quedó: “diez”, “punto”, “cien”, “punto”, “diez”, “punto”, “uno”.

Diego: Excelente. Ahora en el campo de al lado, el que dice “Puerto” tenes que poner “tres, uno, dos, ocho”, es decir, “tres mil ciento veintiocho”. ¿Listo?

Paula: ¡Listo! ¿Acepto todo y ya está?

[Es que las mujeres tienen un sexto sentido para esto de la informática]

Diego: Así es. Acepta todo y proba. Yo te espero en línea.

Paula: Ok. (unos segundos después) No, no anda. Me aparece lo mismo.

Diego: ¿Segura?

Paula: Sip.

Diego: Ok. Cerra el navegador y abrilo de nuevo…..

Paula: Listo. Pero sigue sin andar.

Diego: ¿El resto de tus compañeros tiene Internet, no?

Paula: Si, todos. Yo soy la única con problemas.

Diego (pensando): hummmm…….no puede ser…..si sigo por teléfono esto puede ser eterno e insalubre……voy a tener que ir hasta allá a ver que pasa….

Diego: Es muy raro, che. Estás segura que escribiste bien lo que te dije, ¿No?. ¿Lo podemos verificar? ¿Me lees de nuevo lo que escribimos?

Paula: Si, claro. (repite todo los pasos hechos antes) y me dice: “diez”, “punto”, “cien”, “punto”, “diez”, “punto”, “uno”. Y el puerto “tres uno dos ocho”.

Diego: Si, está bien. ¿Vos estás en planta baja, no?

Paula: Si, a la derecha del ascensor.

Diego: Ok, paso por la cocina a buscar un café y voy para allá, así veo “al paciente” en persona ¿Te parece?

Paula: ¡Si! ¡Mejor! ¡Dale, te espero!

Diego: Ok, nos vemos. Chau.

Me levanto, voy hacia la cocina mientras pienso que podrá ser….Nadie tuvo problemas ¿Porqué ella si? Está claro que el proxy no lo tenía configurado; pero ahora sí estaba configurado. ¿Estaba queriendo entrar a páginas “non sanctas” y el filtro la sacaba? No, no creo. Algún “bicho”….Tampoco, porque de todas formas el mensaje de error no sería ese, el mensaje debería generarlo el proxy, y no el navegador. Ya con el café en la mano, bajo por el ascensor y llego a la oficina.

Diego: Hola ¿Qué tal?

Paula: ¡Diego! ¡Hola! Todo bien, salvo por esta cosa que no quiere andar…Mirá, ahí te dejé la compu con la pantalla que configuramos para que veas.

Y sí, ahí lo vi, clarito. Ahí estaba “la escena del crimen”:

         

[Click en la imagen para agrandar]

Créanme que me quedo sin palabras. Pienso, muchas cosas a la vez, y me quedo helado….
  • ¿Porqué la Dirección con letras y el Puerto con números?
  • ¿Qué es lo que pasa por esa mente; o con esa mente?
  • ¡Qué creatividad! !A mi no se me hubiese ocurrido!
  • ¿Porqué ella no reparó en la diferencia de escribir parte con letras y parte con números?
  • ¿La culpa es mía, o es de ella?

Esta vez me causó mucha gracia lo que un usuario es capaz de hacer. Me causó tanta gracia, y me cayó tan bien, que hasta me alegró el día…..Creo que los pensamientos sobre la creatividad le ganaron a los otros.

0 thoughts on “¡Ouch!

  • Jajjajaja, me encanta el articulo porque es cruel, jajajaja

    Creo q Paula no sabia que la direccion era una IP que iba con numeros y su intuicion le llevo a escribir una direccion en letras como decir http://www.google.com, un dominio como diez.cien.diez.uno pareciera una direccion de internet valida comparandolas con las direcciones que el usuario maneja
    Respecto al puerto, creo, pareciera que se encontro que la casilla de texto solo dejaba ingresar numeros, asi que seguramente dedujo que el puerto iba asi.
    Lo unico q se me ocurre es que hay que usar siempre remote desktop y arreglarlo todo uno es mas facil, o sino una cosa que habia visto por ahi que entras a una url y te configura el proxy, no se como se llama pero es buenisimo, como usuario lo unico q tuve q hacer es entrar a esa url q me pasaron y el proxy se configuro de por si y ya pude navegar (se ve q es muy util en wifi cuando usan proxy ,etc…)

  • Nicolas says:

    seré que estoy cada día más creativo o me estaré convirtiendo en un usuario amorfo como el que te tocó, que me imaginé que por ahí venía el problema apenas leí cuando le dijiste la dirección ip!.

    Muchas veces cuando intento solucionar problemas de este estilo (y no sé si vos has visto como lo hago), soy de repetir extremadamente despacio y paso a paso en forma, digamos, “for dummies”, para ver dónde puede estar el error. Paso a Paso. Alguno me ha quedado mirando como “pero ¿porqué decís así? ¿te pensás que no entiendo nada?”, pero no es por eso. Muchas veces al hablar con un interlocutor sobre un tema que no conoce (y que no le interesa) ocurren estos problemas. Hay que pensar de la forma más extraña posible…y pensar que tu interlocutor tiene 5 años (y uno también, porque a veces es uno el que se equivoca).

Leave a Reply to R0B3R7 Cancel Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>